Remedios caseros para las cucarachas

Las cucarachas son uno de los insectos más resistentes. Seguro que sabes aquello que dicen de que resistirían un Armageddon nuclear. No sé si es cierto, pero sí se que, al menos, puedes ahuyentarlas de tu hogar con los remedios caseros para las cucarachas que te vamos a dar.

como eliminar cucarachas

¿Por qué aparecen las cucarachas?

Antes de empezar a explicar los diferentes remedios caseros para las cucarachas, será recomendable explicar por qué aparecen las cucarachas. Al fin y al cabo, al igual que las termitas aparecen en los muebles porque se alimentan y viven en la madera, alguna razón debe haber para que las cucarachas aparezcan de un día para otro en nuestro hogar.

Bueno, pues las cucarachas básicamente entran en las casas a buscar comida, porque se alimentan de cualquier elemento orgánico. Así, si dejas restos de comida en algún plato y lo mantienes en el fregadero, por ejemplo, es probable que, tarde o temprano, las cucarachas aparezcan por allí.

No pasa nada si lo haces una noche cada tantas, pero si es una práctica habitual, lo normal es que aparezcan las cucarachas, buscando ese alimento.

Otras características que tenemos que tener en cuenta acerca de las cucarachas es que suelen esconderse en el interior de los muebles de la cocina o del baño, y también en las hendiduras y en las grietas. Esta es la razón por la que, en no pocas ocasiones, aparecen debajo de la nevera o en algún otro lugar oscuro y escondido.

En definitiva, las cucarachas buscan resguardarse durante el día, y salir de esas grietas o lugares oscuros durante la noche para ir a por los restos de comida que hayas podido dejar en la cocina (o el lavabo, donde también se encuentran en varias ocasiones).

Además, y para acabar, hay que mencionar que las cucarachas dejan un olor característico en los diferentes lugares por donde pasan, y esas feromonas que dejan a su paso son las encargadas de indicar a otras cucarachas dónde hay comida, para formar comunidades más grandes.

Es por ello que lo más recomendable al ver una única cucaracha es empezar un combate con todo el armamento del que dispongamos, porque, si somos tibios con esas primeras cucarachas, pronto aparecerán muchas más.

Así que veamos cuáles son nuestras armas para ese combate.

No dejar restos de comida

cucaracha voladoraEl primer paso para evitar que aparezcan las cucarachas, o ayudar a que no vuelvan a aparecer (si es que ya hay cucarachas en tu casa), es no dejar comida ni restos de comida en ningún lugar.

Las cucarachas van a las casas porque hay comida. Si no hay comida, no van. Es así de sencillo.

Además, conviene tener en cuenta que las cucarachas son más activas durante la noche, como ya hemos comentado, por lo que no será en absoluto recomendable dejar restos de comida en los platos antes de irnos a dormir.

Por ejemplo, es muy habitual que la gente deje los platos de la cena en el fregadero para recogerlos por la mañana. Esto es un error. Hay que tirar la comida a la basura, limpiar los platos, y dejarlo todo perfectamente preparado para el día siguiente. De esta forma, evitaremos que aparezcan las cucarachas.

Si tienes que guardar comida, hazlo en la nevera o en tarros y tuppers completamente sellados.

Tirar la basura

Como puedes suponer, puesto que las cucarachas se alimentan de restos orgánicos, para ellas, la basura, es un auténtico paraíso. Es por ello que se recomienda que, por las noches, se cierren todas las bolsas de basura de forma que sean inaccesibles.

No obstante, el olor puede ir más allá de la bolsa, y puede ser suficiente para atraer a las cucarachas. Por esa razón, la mejor forma de resolver el problema es tirar la basura al contenedor a última hora de la noche, cuando ya hayamos terminado de cenar y no se vaya a volver a utilizar hasta el día siguiente.

Sellar grietas y hendiduras

remedios contra las cucarachasOtro aspecto muy relevante es el de sellar grietas y hendiduras. Como ya hemos comentado, a las cucarachas les encanta pasar el día en lugares oscuros y húmedos, y, dentro de este tipo de lugares, se encuentran las grietas y las hendiduras.

Sellando las grietas y las hendiduras que haya por los suelos, paredes o techos no conseguirás eliminar todos los lugares donde las cucarachas pueden acomodarse y empezar a vivir, pero será un buen paso adelante para ponérselo difícil.

Además, será conveniente que, antes de hacer el sellado, utilices alguno de los remedios caseros para las cucarachas que daremos a continuación, para que no solo las selles, sino que también las mates.

Rejillas en las cloacas

Otro lugar a través del que entran las cucarachas en las viviendas son las cloacas. En las cloacas encuentran mucha materia orgánica con la que alimentarse, y además está siempre oscuro, razón por la cual allí abajo proliferan y viven a gusto.

Sin embargo, si se pierden, escasea el alimento o hay demasiadas cucarachas en el mismo espacio, éstas buscan otros lugares donde empezar a vivir, y, desde las cloacas, van avanzando hasta las cañerías de los hogares, y salen por los grifos o cualquier otro elemento conectado a la red de aguas.

Para solucionar este problema, puedes colocar una malla o un tejido metálico, parecido a las mosquiteras, en las cloacas de la casa. Con ello, al menos en parte, evitarás que entren por ahí. No obstante, esta solución no pueden aplicarla todos los lectores, ya que depende de muchos otros factores (si hay acceso a las cloacas, si vives en una casa o en un bloque de pisos, etc.).

Pasar la aspiradora

Parece un truco un poco absurdo, pero lo cierto es que funciona. Puesto que las cucarachas viven debajo de los muebles, por ser lugares oscuros y donde rara vez pasas la escoba, utilizar el aspirador allí, puede ayudarte a reducir notablemente la cantidad de cucarachas que hay en tu hogar.

Evidentemente, esto no es una solución definitiva, pero te ayudará a que la cantidad de estos bichitos que haya circulando por tu hogar se reduzca, lo cual es positivo en sí mismo, pero también es positivo en la medida en que habrá menos cucarachas dejando sus feromonas y, en consecuencia, atrayendo nuevas a tu casa.

Laurel

El laurel es uno de los remedios más antiguos para acabar con las cucarachas. Tanto es así que alguno de los insecticidas para acabar con las cucarachas que se comercializan hoy en día están basados, casi fundamentalmente, en los componentes del laurel.

Por alguna razón que desconozco, las cucarachas no son capaces de soportar el olor del laurel, por lo que huyen tan pronto como lo reconocen. Así pues, si colocas un poco de laurel picado en aquellas zonas a través de las cuales las cucarachas acceden a tu hogar, podrás expulsarlas.

Cebolla y polvo bórico

Otro elemento que funciona muy bien para acabar con las cucarachas es la mezcla de cebolla y polvo bórico. Sucede algo semejante a lo que sucedía con el laurel: Las cucarachas no toleran el olor de la cebolla y del polvo bórico, y, por esa razón, cuando lo huelen, cambian de dirección… ¡Les puede más el mal olor que las ganas de comer!

Para preparar esta mezcla, solo tienes que picar una cebolla en pedazos muy pequeños, media taza de harina, un poco de agua, un poco de azúcar y cuatro cucharaditas de polvo bórico. Lo mezclas bien, hasta que tengas una masa espesa, y la colocas en pequeños recipientes, colocados en aquellos rincones donde hayas visto las cucarachas.

Eso sí, debes mantener a tus mascotas alejadas, ya que el polvo bórico puede ser peligroso para ellas. Las mascotas no son tontas y no toman aquellos elementos que pueden perjudicarles… ¡Pero mejor prevenir!

Por cierto, el polvo bórico puede conseguirse en cualquier farmacia o droguería, y es muy barato. Eso sí, tiene fecha de caducidad y se humedece rápidamente, perdiendo su efectividad, así que tienes que utilizarlo pronto y conservarlo en un tarro sellado o un tupper.

Lavanda

La lavanda es una planta que tiene un olor de lo más placentero para los seres humanos, pero que los insectos, en su mayoría, odian por completo. Quizá por eso mismo nos resulta tan placentero su olor, porque, evolutivamente, nos ha gustado tener una planta que aleje a los insectos.

En cualquier caso, eso son especulaciones. La lavanda te servirá para acabar con las cucarachas, y eso es lo importante. Tan solo coloca unas ramitas o unas bolsitas con lavanda seca en aquellos lugares donde haya cucarachas, podrás alejarlas fácilmente y, al mismo tiempo, perfumar tu hogar.

Azúcar y bicarbonato de sodio

Hasta ahora hemos visto cómo alejar a las cucarachas del hogar, pero no hemos visto cómo matarlas. Así que ahora, en este y el próximo apartado, vamos a dar dos fórmulas para acabar con ellas de forma definitiva.

La primera es preparándoles una trampa en la que se mezcle el azúcar y el bicarbonato de sodio. Las cucarachas no podrán evitar acercarse a comer el azúcar, pero, puesto que su estómago es muy ácido, el bicarbonato de sodio creará una reacción en su interior que las matará.

Trampa pegajosa

eliminar cucarachasOtra opción viable, aunque no tan sencilla de llevar a cabo (porque implica tener que ir renovando cada cierto tiempo el pegamento) es colocar un trozo de cartón con pegamento y algo de azúcar espolvoreado por encima en los lugares donde sepas que están las cucarachas.

Ellas aman el cartón para vivir, y el azúcar para comer, así que no podrán resistirse a ir hacia allí. Una vez pisen el pegamento, se quedarán pegadas sin poder moverse, y acabarán muriendo de hambre.

Evidentemente, tendrás que ir retirando el cartón y colocando otros nuevos.

Desinfectar por completo la vivienda

Bueno, ya hemos conseguido o bien expulsar a las cucarachas del hogar, o bien matarlas (al menos, en su inmensa mayoría). ¿Qué toca hacer ahora?

Ahora toca prevenir para que no vuelvan a aparecer, y no tengamos que estar aplicando estos trucos de forma constante todos los días.

Para ello, hay que desinfectar por completo el hogar. Es un trabajo que puede llevarte un par de días, pero después de esto, habrás resuelto por completo el problema. Simplemente, limpia a fondo tu casa, las alacenas, los muebles,… absolutamente todo con lejía, de forma que quede completamente desinfectado.

¿Por qué? Porque, como ya hemos dicho, las cucarachas utilizan las feromonas para atraer a otras cucarachas. Ahora que has expulsado a las cucarachas de tu hogar y no pueden seguir dejando nuevas feromonas, es el momento de eliminar las que ya han dejado, y eso se hace con un poco de lejía.

¿Remedios caseros para las cucarachas, o insecticidas?

Llegados a este punto, habrás conseguido acabar con todas las cucarachas, y no tendrás que seguir preocupándote por ellas. Así que creo que es el momento oportuno de preguntarse… ¿Hay que utilizar remedios caseros para las cucarachas o insecticidas?

Como ves, hemos explicado una gran cantidad de formas de acabar con ellas, y funcionan muy bien. Al fin y al cabo, antes de que se inventaran los insecticidas, la gente también expulsaba a las cucarachas de sus hogares.

Por último, quiero mencionarte otra razón por la que no deberías utilizar insecticidas: Pueden llegar a ser mortales para tus mascotas, o, incluso, hijos (y muy perjudiciales para tu salud). Los insecticidas son auténtico veneno, y el hecho de que lo contenga en proporciones bajas, no significa que no pueda afectarte negativamente a ti.

Puede que no creas que el insecticida pueda afectarte a ti negativamente, pero, al fin y al cabo, si puedes elegir entre fórmulas que sabes a ciencia cierta que no te van a afectar, y fórmulas que no estás seguro… ¿No tiene más sentido elegir las fórmulas seguras, es decir, las caseras?

Como ves, acabar con las cucarachas es relativamente sencillo, por mucho que digan que son muy resistentes. Con los remedios caseros para las cucarachas que te hemos dado, te garantizo que podrás matarlas o, por lo menos, expulsarlas de tu hogar.

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *